A la naturaleza tampoco le va la mano dura

Los susurradores de partículas

Como muchos padres saben, en ocasiones es más fácil controlar a los niños ejerciendo una autoridad menor. Un niño que se mueve nerviosamente de forma incontrolable en un asiento de seguridad para automóvil, por ejemplo, podría sentarse perfectamente tranquilo en un silla ordinaria.

Un equipo de físicos de la Universitat de Barcelona ha descubierto que esto mismo se da también para controlar el movimiento de las partículas suspendidas en líquidos. Es más, los físicos especulan que muchos sistemas microscópicos, ecosistemas macroscópicos y sistemas sociales humanos, podrían responder mejor a un toque cariñoso, por las mismas razones matemáticas.

Para poder comprobar su hipótesis de que el manejo brusco puede llevar a una pérdida de control, los investigadores emplearon una especie de pinza óptica para atrapar las partículas microscópicas flotantes. Luego arrastraron a las partículas hacia delante y atrás en el fluido, mientras elevaban la intensidad de los lásers que componían la pinza.

Tal y como esperaban, incrementando la potencia del láser conseguían un agarre más fuerte sobre las partículas capturadas, pero solo hasta cierto punto. Finalmente, tras superar ese punto, aumentar la potencia del láser solo conducía a un control más pobre sobre las partículas, que se alborotaban más y más a medida que se incrementaba la intensidad del láser.

El experimento es consistente con un simple modelo matemático que, según sugieren los investigadores, podría ser de utilidad en la optimización de toda clase de sistemas, desde microscopios de alta resolución, hasta en la gestión de ecosistemas tales como parques nacionales. También podría ayudar a explicar matemáticamente cuestiones como el por qué las políticas sociales excesivamente restrictivas pueden llevar al caos y a la revolución, y como las políticas fiscales de puño de hierro pueden llevar potencialmente a la ruina a los sistemas económicos.

Citación: G. Volpe, S. Perrone, J. M. Rubi, y D. Petrov, Physical Review E (pendiente publicación)

Fuente: American Physical Society

Traducido de The Particle Whisperers

1 Comentario

  1. 1 Jezbeth Jezbeth 6 May 2008 0 (0 Votos)

    Me lo llevo ;)

Deja una respuesta

Tu correo nunca será publicado. Los campos obligatorios están marcardos con *

Obligatorio
Obligatorio

Patrocinadores

Twitter

  • No public twitter messages

Flickr

  • Una foto de Flickr
  • Una foto de Flickr
  • Una foto de Flickr
  • Una foto de Flickr
  • Una foto de Flickr
  • Una foto de Flickr
  • Una foto de Flickr
  • Una foto de Flickr
  • Una foto de Flickr