Los científicos quieren leer nuestras mentes

Según un informe, un aparato visualizador por resonancia magnética (MRI) de la Universidad de Illinois en Chicago, es capaz de rastrear las neuronas de una manera que revela, en tiempo real, el modo en que se forma un pensamiento.

El diario Chicago Tribune comenta que el aparato es uno de los más avanzados MRI del mundo. Los científicos dicen que la habilidad de la máquina para revelar en tiempo real los pensamientos, lo cual logra siguiendo las descargas de las neuronas individuales en el cerebro, podría conducir a grandes avances en el diagnóstico de infartos, autismo, Alzheimer y otros trastornos.

Pero el Dr. Keith Thulborn, director del Centro para la Investigación de Resonancia Magnética de la Universidad de Illinois, entidad propietaria del dispositivo, dice que el principal objetivo de la máquina es descubrir lo que la gente está pensando. “Nos gustaría llegar a poder leer el pensamiento”, comentó.

Aunque dicha medida podría tener implicaciones positivas, también surgen interrogantes éticos, informó el Chicago Tribune.

Martha Farah, directora del Centro para Neurociencias Cognitivas de la Universidad de Pennsylvania, comentó que le preocupa el modo en que la gente podría usar una tecnología de este tipo.

“La gente podría ir a la carcel por ser sospechosa de terrorismo basándose en un escáner cerebral”, comentó Farah al Tribune. “A algunos chicos se les podría sugerir una senda educativa errónea basándose en su escáner cerebral”.

Los dispositivos de resonancia magnética han revolucionado las técnicas de visualización cerebral durante los últimos 20 años debido a su habilidad para proveer imágenes exquisitas de la estructura del cerebro y de sus funciones generales. Las mayores máquinas de MRI usadas normalmente en investigación médica generan un campo magnético de hasta 3 Tesla de magnitud.

Para observar el modo en que funciona el cerebro de forma detallada, de neurona a neurona, habría que emplear un imán enorme. El de la Universidad de Illinois es de 9,4 Tesla, es decir, 100.000 veces superior al del campo magnético de la Tierra.

Si no fuera por el escudo de 520 toneladas de acero que aisla al imán, su campo magnético se podría sentir a dos edificios de distancia.

Traducido de Scientists want MRI to read minds y del artículo del Chicago Tribune

Deja una respuesta

Tu correo nunca será publicado. Los campos obligatorios están marcardos con *

Obligatorio
Obligatorio

Patrocinadores

Twitter

  • No public twitter messages

Flickr

  • Una foto de Flickr
  • Una foto de Flickr
  • Una foto de Flickr
  • Una foto de Flickr
  • Una foto de Flickr
  • Una foto de Flickr
  • Una foto de Flickr
  • Una foto de Flickr
  • Una foto de Flickr